Jimmy y Rosalynn Carter no asistirán a la toma de posesión de Biden

Jimmy Carter

ATLANTA, GEORGIA – El expresidente Jimmy Carter y la ex primera dama Rosalynn Carter no asistirán a la toma de posesión del presidente electo Joe Biden. Es la primera vez que la pareja, de 96 y 93 años respectivamente, se pierde las ceremonias de toma de posesión presidenciales desde que Carter asumió el cargo como el  39° presidente de Estados Unidos en 1977.

Una portavoz del Centro Carter en Atlanta dijo que los Carter le han enviado a Biden y a la vicepresidenta electa Kamala Harris sus “mejores deseos” y “esperan un gobierno exitoso”.

Biden fue un joven senador de Delaware y aliado de Carter durante el mandato del exjefe de estado, originario de Georgia, en la Casa Blanca.

Los Carter han pasado la pandemia de coronavirus principalmente en su casa en Plains, Georgia, donde ambos se criaron y adonde regresaron después de dejar la Casa Blanca en 1981.

Carter, un demócrata, se convirtió en el presidente estadounidense más longevo en marzo de 2019, superando al expresidente George H.W. Bush, quien murió el pasado noviembre. Carter sobrevivió a un diagnóstico de melanoma que se extendió a su cerebro en 2015. Desde entonces ha tenido varias caídas y una cirugía de reemplazo de cadera. Ya no enseña Escuela Dominical en la Iglesia Bautista Maranatha en Plains, como lo hizo durante décadas, pero aún participa en las actividades de la iglesia a través de videos en medio de la pandemia de COVID-19.

Carter fue el primer expresidente en confirmar sus planes de asistir a la toma de posesión del presidente Donald Trump en 2017. Los Carter estuvieron sentados en el pasillo, junto al expresidente Bill Clinton y Hillary Clinton, y al expresidente George W. Bush y Laura Bush. Bush padre fue el único expresidente en ese momento que no asistió a la toma de posesión de Trump. Los Carter viajaron a Washington para el funeral del padre de Bush.

AP