Haití se incorpora al Grupo de Lima para lograr “salida democrática” en Venezuela

El presidente de Haití, Jovenel Moïse, durante la Asamblea General de Naciones Unidas en septiembre pasado. Foto Cortesía

El gobierno de Perú dio a conocer que la solicitud de Haití para ser incorporado al llamado Grupo de Lima fue aceptada, indicó la cancillería peruana por su cuenta de Twitter.

Haití se une al Grupo de Lima para sumarse a los esfuerzos “por lograr una solución pacífica, democrática y constitucional en Venezuela, conducida por los propios venezolanos, a través de elecciones generales libres, justas y transparentes”, indicó el tuit de Cancillería.

Tras una solicitud formulada por el canciller de la República de Haití, y con una misiva del canciller del Perú @GMeza_Cuadra en su calidad de coordinador, dicho país fue incorporado formalmente como miembro del Grupo de Lima.

Haití se suma a los esfuerzos del Grupo de Lima, de contribuir a lograr una solución pacífica, democrática y constitucional en Venezuela, conducida por los propios venezolanos, a través de elecciones generales libres, justas y transparentes.

Un diplomático latinoamericano en Washington explicó  en entrevista telefónica que “el ingreso de Haití viene a sumar un voto más de los países de línea dura contra el régimen de Nicolás Maduro”.

Sin embargo, a esta aritméticas diplomáticas del Grupo de Lima habría que restar los votos de México y Argentina, cuyos gobiernos actuales no son de “linea dura” contra Venezuela. Los “línea dura” podrían recuperar un voto con el posible reingreso de Uruguay, donde el 1ro de marzo asumirá la presidencia el conservador Luis Lacalle Pou, quien puso fin a 15 años de gobiernos de izquierda en su país.

El Grupo de Lima se creo el 8 de agosto de 2017 en Lima, Perú. Está integrado por 14 países, con la finalidad de encontrar una salida pacífica y negociada a la situación de Venezuela. El canciller peruano Gustavo Meza-Cuadra es el coordinador del grupo.

Los países que forman parte del Grupo de Lima son: Bolivia, Brasil, Canadá, Chile, Colombia, Costa Rica, Guatemala, Guyana, Honduras, Panamá, Paraguay, Perú, Santa Lucía, Venezuela y ahora Haití.

En septiembre pasado, el Grupo de Lima indicó que sus países miembros “rechazan los reiterados y sucesivos bloqueos del régimen ilegítimo y dictatorial de Nicolás Maduro a los procesos de negociación con las fuerzas democráticas y la Asamblea Nacional de Venezuela para alcanzar una salida política a la grave crisis que padece dicho país, mediante la realización de elecciones generales libres, justas y transparentes, con observación internacional”.

Los miembros de ese bloque de países reiteraron “su apoyo al Presidente Encargado Juan Guaidó y la Asamblea Nacional, como autoridades legítimas y democráticamente electas, y destacan su voluntad por alcanzar una salida pacifica conducida por los propios venezolanos. Siguen comprometidos a trabajar en estrecha colaboración con la comunidad internacional e instan a los demás países a unirse a los esfuerzos hacia ese objetivo”.