Corvette desplaza su motor por primera vez en la historia


Archivo – Chevrolet Corvette ZR1 2019

WARREN, MICHIGAN —  Al ver el nuevo Corvette 2020, lo primero que viene a la mente choca con la imagen del clásico auto deportivo estadounidense. Uno más bien piensa en Lamborghini, Lotus o McLaren.

El Corvette de octava generación, llamado C8, difiere drásticamente de sus predecesores, que durante 66 años tuvieron un motor delantero.

Esta vez, los ingenieros colocaron el motor V8 de bloque pequeño característico de General Motors detrás del compartimiento de pasajeros. Está tan cerca del conductor que la correa de la bomba de agua y otros accesorios está apenas a 30 centímetros.

También han desaparecido el tradicional capó largo y los grandes guardabarros delanteros, reemplazados por una trompa chata descendiente y guardabarros cortos. Atrás, una tapa grande cubre una pequeña cajuela y el nuevo motor de 6.2 litros y 495 caballos de fuerza.

Con su motor en la parte trasera, el auto insignia de la marca Chevrolet de General Motors tendrá el peso equilibrado y el centro de gravedad de un auto de carreras, lo cual le permitirá rivalizar con los competidores europeos y dejar atrás los sedanes deportivos y los autos cada vez más potentes que amenazaban con superar el rendimiento del Corvette.

El presidente de GM, Mark Reuss, dijo que el precio base del C8 será inferior a los 60.000 dólares. No se anunciaron los precios de otras versiones, pero el del modelo actual supera fácilmente los 100.000 dólares con las opciones. Aun así, vale miles de dólares menos que la mayoría de los competidores europeos.

Agencias

COMPARTIR
Email this to someoneShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedInShare on TumblrDigg thisShare on Reddit