Corte apelaciones detiene demanda sobre emolumentos contra Trump

Trump International Hotel en Washington, DC, el día de su inauguración el 12 de septiembre de 2016.

Entrada del Trump International Hotel en Washington, DC, el día de su inauguración el 12 de septiembre de 2016.

Entrada del Trump International Hotel en Washington, DC, el día de su inauguración el 12 de septiembre de 2016.


Una corte de apelaciones de Estados Unidos detuvo el jueves una demanda que acusa al presidente Donald Trump de violar las disposiciones anticorrupción en la Constitución de Estados Unidos, diciendo que revisaría las decisiones preliminares cruciales que permitieron que el caso continuara.

El 4to. Tribunal de Apelaciones del Circuito de Estados Unidos, con sede en Richmond, Virginia, dijo que revisaría una serie de fallos judiciales inferiores que permitieron a los fiscales generales demócratas de Maryland y al Distrito de Columbia avanzar con el caso.

La corte de apelaciones dijo que escucharía los argumentos orales en el caso en marzo y congeló el descubrimiento legal en el caso, la recopilación de evidencia que podría forzar la divulgación de los registros financieros de Trump.

Los abogados del Departamento de Justicia de los Estados Unidos que representan a Trump instaron a la corte de apelaciones a intervenir, en lugar de esperar hasta que se emitiera una sentencia definitiva sobre el caso.

“La queja se basa en una gran cantidad de premisas constitucionales novedosas y fundamentalmente defectuosas, y litigar las reclamaciones implicaría un descubrimiento intrusivo de los asuntos financieros personales del presidente y las acciones oficiales de su Administración”, dijo el Departamento de Justicia en un expediente judicial.

La demanda, presentada en junio de 2017, dice que Trump no se apartó del manejo de sus hoteles y otros negocios, lo que lo hizo vulnerable a los incentivos de funcionarios extranjeros que buscan ganarse favor. Una de las disposiciones sobre emolumentos de la Constitución prohíbe a los funcionarios estadounidenses aceptar obsequios u otros emolumentos de gobiernos extranjeros sin la aprobación del Congreso.

El juez de distrito Peter Messitte, que preside el caso en Greenbelt, Maryland, redujo la demanda a reclamos que involucran al Trump International Hotel en Washington y no a los negocios de Trump más allá de la capital de EE.UU.

Messitte dictaminó en marzo que los dos procuradores generales tenían capacidad legal para presentar el caso, y en julio rechazó lo que calificó de “estrecho” punto de vista de Trump de que los emolumentos se limitaban esencialmente a sobornos absolutos.

El 4 de diciembre, los dos procuradores generales emitieron citaciones para los registros financieros de las empresas de Trump.

Reuters

COMPARTIR
Email this to someoneShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedInShare on TumblrDigg thisShare on Reddit