Desperdicio de alimentos podría aumentar en 1/3 para 2030

supermercado en Bruselas

Un trabajador de un supermercado en Bruselas retira alimentos expirados de los anaqueles. 16-1-17.

Un trabajador de un supermercado en Bruselas retira alimentos expirados de los anaqueles. 16-1-17.


El desperdicio de alimentos podría aumentar en casi un tercio para el año 2030 cuando más de 2 mil millones de toneladas se acumulen, dijeron el martes los investigadores, advirtiendo de una crisis “asombrosa” impulsada por una población mundial en auge y hábitos cambiantes en las naciones en desarrollo.

Las Naciones Unidas se han fijado el objetivo de reducir a la mitad la pérdida y el desperdicio de alimentos para el año 2030. Pero el estudio de Boston Consulting Group (BCG) descubrió que si las tendencias actuales continuaran, subiría a 2.100 millones de toneladas anuales.

“Estamos viendo una crisis real a nivel mundial”, dijo uno de los autores del estudio, Esben Hegnsholt, a la Fundación Thomson Reuters.

“Las cantidades de residuos y las implicaciones sociales, económicas y ambientales son graves si no cambiamos la trayectoria. Cuando luchamos contra la pérdida y el desperdicio de alimentos, también luchamos contra el hambre, la pobreza y el calentamiento global”.

Alrededor de un tercio de la comida del mundo se pierde o se desecha cada año. Actualmente, desperdiciamos 1,6 mil millones de toneladas de alimentos al año, por un valor de alrededor de $ 1,2 billones.

Gran parte del aumento proyectado se redujo a una población mundial en crecimiento, con más personas que generan más desperdicio, dijo Hegnsholt, socio y director general de la consultora de gestión.

El desperdicio en los hogares aumentará en los países en desarrollo a medida que los consumidores obtengan más ingresos, dijo el informe, que identificó cinco cambios clave que, según dijo, podrían ahorrar casi $ 700 mil millones en alimentos perdidos.

Incluyeron más conocimiento entre los consumidores, regulaciones más fuertes y una mejor eficiencia de la cadena de suministro y colaboración a lo largo de la cadena de producción de alimentos.

Liz Goodwin, directora del programa de pérdida y desperdicio de alimentos del World Resources Institute, dijo que el informe plantea problemas graves, pero simplifica en exceso algunas de las soluciones.

“Está relacionado con la forma en que nuestras vidas han cambiado y el hecho de que los alimentos ahora son mucho más baratos”, dijo, y también citó una creciente demanda de conveniencia y una falta de habilidades culinarias entre las generaciones más jóvenes.

Goodwin dijo que las medidas para reducir el desperdicio estaban teniendo un efecto, y que el mundo al menos estaría en camino de alcanzar el objetivo de reducción del 50 por ciento para 2030.

Los consumidores, las empresas y los reguladores tendrían que desempeñar un papel en la conducción del cambio, dijo.

VOA

COMPARTIR
Email this to someoneShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedInShare on TumblrDigg thisShare on Reddit