El Pentágono evalúa bases militares para albergar migrantes

Frontera. El Paso, Texas, en esta foto de archivo del 9 de septiembre de 2014.

ARCHIVO - Automóviles esperan para ingresar a Fort Bliss, en El Paso, Texas, en esta foto de archivo del 9 de septiembre de 2014.

ARCHIVO – Automóviles esperan para ingresar a Fort Bliss, en El Paso, Texas, en esta foto de archivo del 9 de septiembre de 2014.


 

El Pentágono está realizando estudios ambientales en dos bases militares para evaluar su idoneidad para albergar a familias migrantes, dijo un vocero a la Voz de América (VOA).

Pero el portavoz, teniente coronel Jamie Davis, añadió que no se iniciaría una construcción de instalaciones en las bases Fort Bliss y Goodfellow de la Fuerza Aérea hasta que los Departamentos de Seguridad Nacional (DHS) y Salud y Servicios Humanos (HHS) firmen una “nota de intención”. Fort Bliss está en los estados de Texas y Nuevo México, mientras que Goodfellow se encuentra en Texas.

La administración Trump ha pedido a las fuerzas armadas de Estados Unidos que protejan a miles de migrantes indocumentados, incluidos niños no acompañados que cruzaron ilegalmente la frontera sur de EE.UU.

Durante el gobierno de Barack Obama, el ejército alojó a casi 16,000 niños migrantes no acompañados en cinco bases militares después de que fueron detenidos por la Patrulla Fronteriza de EE.UU.

Mark Greenberg, ex subsecretario interino de HHS que trabajó en la Administración para Niños y Familias del Departamento de Salud durante la administración Obama, dijo que su departamento ha pedido ayuda militar varias veces después de “aumentos grandes, repentinos e inesperados en la cantidad de niños”. que llegan a la frontera.

“Lo que habían sido 2.000 a 3.000 niños [migrantes no acompañados] que llegaban cada mes creció a 10.000 cada mes”, dijo a la VOA.

Al menos 11.800 niños migrantes están actualmente bajo custodia en alrededor de 100 refugios estándar en 14 estados, según HHS. Cuando esas camas se llenan, se deben establecer refugios temporales costosos para ayudar con el desbordamiento.

“Desde los titulares, la gente a veces piensa que enfrentamos un gran aumento en los cruces fronterizos. De hecho, los números en 2017 fueron los más bajos desde 1971″, dijo Greenberg. “Están en camino de ser más altos este año, pero aún bajos en términos históricos”.

Sin embargo, una población migrante, una vez compuesta principalmente por adultos mexicanos, ahora ha visto un gran aumento de familias y niños no acompañados de América Central.

Las unidades familiares crecieron del 3 por ciento de todas las aprehensiones en la frontera en 2012 al 14 por ciento de todas las aprehensiones fronterizas en 2014 al 24 por ciento de todas las aprehensiones hasta ahora en 2018. Además, el número de niños detenidos no acompañados ha aumentado del 7 por ciento de aprehensiones en 2012 al 13 por ciento este año.

Los albergues estándar para inmigrantes están sujetos a los requisitos de licencias estatales, pero las instalaciones en propiedades federales, incluidas las bases militares, no lo son, por lo que son valiosas para los funcionarios administrativos que no tienen el tiempo necesario para pasar por procesos de licencia que pueden durar meses.

El DHS, que utilizará Fort Bliss para albergar a las familias migrantes detenidas, ha solicitado específicamente la construcción de “instalaciones de campamentos semi-separadas, de lados blandos capaces de albergar a hasta 4.000 personas” en tres instalaciones separadas.

El HHS utilizará la Base de la Fuerza Aérea Goodfellow para albergar a niños migrantes no acompañados capturados ilegalmente en los Estados Unidos.

COMPARTIR
Email this to someoneShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedInShare on TumblrDigg thisShare on Reddit